julio 23, 2011

Para detectar vinchucas

La Rioja: La luz ultravioleta ayuda a detectar las vinchucas en las viviendas


15 de julio de 2011 – Fuente: Acta Tropica


La detección de vinchucas –Triatoma infestans, transmisores del parásito de la enfermedad de Chagas– es esencial para determinar el riesgo de contagio de esa patología, o bien para evaluar el éxito de programas de control de esos vectores a partir de la aplicación de insecticidas, entre otras medidas.


Un equipo de científicos del Centro Regional de Investigaciones Científicas y Transferencia Tecnológica de La Rioja/Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CRILAR/CONICET), en Anillaco, propone un método para determinar en forma temprana la presencia de vinchucas en zonas rurales a partir del empleo de la luz ultravioleta (UV). Realizaron un experimento que demuestra la eficacia del empleo de la luz ultravioleta para detectar más rápida y eficientemente restos de materia fecal de esos insectos.


“La técnica de detección de vinchucas con luz ultravioleta se basa en la propiedad que tiene la materia fecal de estos insectos para fluorescer cuando se la ilumina con una luz de esa longitud de onda”, explicó Silvia Catalá, doctora en Ciencias Biológicas e investigadora en CRILAR y autora principal del estudio. Y agregó: “El experimento consistió en verificar si esta propiedad se manifestaba en todo tipo de material excretado, ya que las vinchucas a veces eliminan material incoloro (cuando recién comen) y otras veces es amarillo, blanco o negro, o mezclado. Se comprobó que todos los materiales, excepto el negro, fluorescen en mayor o menor grado, encontrándose mayor fluorescencia en la materia fecal que se elimina en los primeros días después de alimentarse”.


Asimismo el estudio comprobó que la materia fecal de las vinchucas presentaba buena fluorescencia cuando estaba depositada en ladrillos comunes o de adobe, madera, papel y plástico, pero era débil o ausente en ciertas telas y cartones. “Siendo los ladrillos y la madera los materiales de construcción más frecuentes en casas rurales humildes, la técnica permitiría una eficiente detección de la infestación de la vivienda por estos insectos”, destacó Catalá.


El empleo de linternas de luz UV permitiría detectar la presencia de vinchucas cuando todavía no han logrado aumentar su población en viviendas rurales y sus anexos. “Se comprobó que las heces depositadas en ladrillos de adobe varios meses antes, y ya cubiertas por polvo ambiental (en un gallinero), perdían la fluorescencia en diverso grado. Este hecho es de particular importancia ya que permitiría identificar rastros recientes de presencia de vinchucas por la calidad de la fluorescencia”, puntualizó la doctora Catalá. Y agregó: “Por otra parte, al cubrir el polvo ambiental estos excrementos, disminuye el efecto fluorescencia. Este indicador permite distinguir entre deyecciones ‘frescas’ de poblaciones de vinchucas emergentes y antiguas infestaciones”.


Para la investigadora, la principal utilidad de este descubrimiento es el posible uso de linternas de luz UV para determinar más fácilmente la presencia de vinchucas en casas rurales de riesgo. “Ya están en el comercio pequeñas linternas de costo accesible que permiten observar este fenómeno. Normalmente los Programas de Chagas usan linternas comunes para buscar rastros de vinchucas en el oscuro interior de las viviendas rurales; la búsqueda sería más rápida y eficiente usando linternas UV”, afirmó Catalá. Y concluyó: “Particularmente facilitaría la búsqueda cuando la cantidad de estos insectos es baja y el número de marcas fecales es escaso. De este modo se podrían tratar con insecticida las viviendas infestadas, antes que la densidad de vinchucas sea elevada”.


Número 710 Reporte Epidemiológico de Córdoba 20/07/2011